Saltar al contenido

Receta de bollo casero festivo

Bollo casero listo

Pocas cosas son mejores que disfrutar una tarde de invierno con café o té con un delicioso pan dulce, por eso esta receta de bollo casero festivo o pan dulce te hará disfrutar de este momento de felicidad y bienestar pleno.

Ingredientes para el bollo:

  • 335 g harina de gran fuerza
  • 5 yemas de huevo de talla L
  • 130 g azúcar
  • 100 g mantequilla
  • 5 g sal

Decocción de harina:

  • 125 g harina de gran fuerza
  • 150 g leche

Prefermento:

  • 15 g levadura fresca
  • 20 g azúcar
  • 40 g harina de gran fuerza
  • 100 g leche

Preparación del bollo casero festivo:

  • Tamiza en un recipiente grande 125 g de harina.
  • En una olla honda pon a calentar 350 g de leche. Se calienta mayor cantidad de leche de la que necesitamos debido a que está al hervir se evapora. Cuando rompa a hervir, hiérvela un minuto más, apaga el fuego y tapa la olla.
  • Enseguida echa 150 g de leche hirviendo por encima de la harina. Remueve muy bien y tapa el recipiente.
  • En una jarra pon 15 g de levadura. Añade 20 g de azúcar. Añade 40 g de harina. Echa por encima 100 g de leche hervida y enfriada hasta los 40ºC. Remueve muy bien y deja que el prefermento suba casi cuadriplicando su tamaño. Tardará unos 20 a 30 minutos, dependiendo de la temperatura que tengas en casa.
  • Remueve muy bien y deja que vuelva a subir.
  • Remueve y echa el preferente al recipiente con la deccoción de harina. Mézclalos bien.
  • Deja que el prefermento que hemos obtenido suba, casi triplicando su tamaño. A 20ºC tarda en subir 1 hora.
  • Cuando falten 5 minutos para que termine de subir el prefermento, pon en un recipiente las 5 yemas y añade 130 g de azúcar. Bátelas un par de minutos, para que el azúcar se deshaga.
  • Añade al prefermento las yemas y remueve.
  • Tamiza 335 g de harina. Añade 5 g de sal y con ayuda de una cuchara remueve muy bien.
Removiendo bien los ingredientes
Removiendo bien los ingredientes
  • Vuelca la masa sobre la mesa limpia y seca y amásala por 15 minutos con la técnica de Bertinet hasta que se vuelva lisa y uniforme.
  • Estira ligeramente la masa y pon por encima la mitad de la mantequilla, que ha de estar blanda.
  • Integra la mantequilla a la masa.
  • Añade la mantequilla restante y también intégrala a la masa.
  • Una vez que la mantequilla esté integrada, amasa la masa durante unos 10 o 15 minutos o hasta que deje de pegarse a la mesa. Después de añadir la mantequilla, la masa dejará de ser tan pegajosa, será más agradable al tacto y olerá muy bien. Al final obtendrás una masa lisa, brillante y cubierta de pequeñitas ampollas.
  • Pon la masa en el recipiente, tápala y deja que suba en 1,5 veces. A 21ºC tarda 1 hora.
  • Amasa la masa, deshinchándola, y deja que suba esta vez duplicando su tamaño. A 21ºC tarda 1.20 h.
  • Vuelca la masa sobre la mesa y amásala un par de minutos.
  • Divide la masa en 4 partes del mismo peso.
  • Haz bolitas y déjalas en reposo unos 10 minutos.
  • Aplasta cada bolita y forma cabos de unos 60 centímetros de largo. Hazlo con cuidado y sin prisa. Han de quedar del mismo grosor por toda la longitud, exceptuando las puntas.
Aplastando la masa
Aplastando la masa
  • Haz la trenza de 4 cabos.
  • Coge un molde de unos 26 o 28 centímetros, forra el fondo con papel para hornear y a los lados unta con la mantequilla.
  • Coloca dentro la trenza.
  • Tápala con un trozo de film transparente o con una bolsa de plástico.
  • Déjala levar hasta que duplique su tamaño. A 21ºC tarda en subir 1 hora y cincuenta minutos.
  • Cuando falten 25 minutos para que termine el levado, enciende el horno a 190ºC con calor de arriba y abajo.
  • En una taza casca un huevo, bátelo ligeramente.
  • Unta el bollo y horneado durante 40 minutos o hasta que quede como a ti te gusta. Si ves que el bollo se está coloreando por arriba demasiado, tápalo con un trozo de aluminio previamente haciendo en el centro un agujero, para que así el centro del bollo se siga dorando.
Bollo preparado para hornear
Bollo preparado para hornear
  • Saca el bollo del horno y déjalo en reposo un par de minutos. Pasa el cuchillo por el borde del bollo y desmóldalo. Ponlo sobre una rejilla para que se enfríe y termine de cocerse. Pasada 1 hora lo puedes cortar.

Disfruta de este delicioso bollo casero con tus familiares y amigos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *