Saltar al contenido

Receta de huesos de santo de chocolate

Huesos de santo de chocolate listos

Los días festivos son ideales para preparar todo tipo de comidas y postres, el 1 de noviembre o día de los santos, el dulce típico te lo traemos a través de esta deliciosa y fácil receta de huesos de santo de chocolate. Es muy fácil de preparar y consiste en un postre de mazapán, de color blanco y forma alargada y cilíndrica, de ahí su nombre de huesos.

Ingredientes de los huesos de santo:

Para el mazapán:

  • 200 gramos de azúcar
  • 150 gramos de almendra molida
  • 100 mililitros de agua
  • 40 gramos de cacao

Para el relleno:

  • 100 gramos de chocolate
  • 100 mililitros de nata
  • 25 de mantequilla

Preparación de los huesos de santo de chocolate:

Para el mazapán:

  • En un recipiente a fuego medio ponemos el agua y le agregamos el azúcar.
  • Cuando coja un color rubio fuerte le agregamos la almendra molida y removemos rápidamente hasta obtener una pasta. Retiramos del fuego y  reservamos. (si nos endureciera demasiado podemos agregar otro poco de agua y amasarlo un poco).
  • Estiramos la masa sobre una silicona o papel de horno donde espolvoreamos algo de azúcar glas o glacé.
Masa estirada sobre papel de horno
Masa estirada sobre papel de horno
  • Cortamos cuadrados de la masa y con ayuda de un palillo redondo u otro utensilio formamos tubos pequeños, apretando ligeramente el borde para que quede bien sellado (el truco es forrar el palito con papel film y untarlo también con azúcar glas).
  • Estos tubos o canutillos los reservo sobre un papel de horno en la nevera hasta que sea el momento de rellenarlos.

Para el relleno de los huesos:

  • Calentamos la nata en un recipiente a fuego medio.
  • Añadimos el chocolate troceado, y removemos hasta tener una textura cremosa.
Remover el chocolate hasta tener una textura cremosa
Remover el chocolate hasta tener una textura cremosa
  • Agregamos la mantequilla fundida y removemos bien hasta integrarla perfectamente, así nos queda una crema de chocolate más brillante.
  • Retirar del fuego y dejar que se enfríe poco a poco.

Montaje de los huesos de chocolate:

  • Cuando el chocolate esté pastoso lo ponemos en una manga con la boquilla un poco estrecha y rellenamos los canutillos que ya están duros gracias al frío de la nevera. (es buen momento si queremos para retocarlos un poco estirándolos algo más al hacerlos rodar).
  • Decoramos con unas rallas del propio chocolate recalentado que hacemos con ayuda de una cuchara o una manga de boquilla muy fina.
  • Dejamos enfriar nuevamente nuestros deliciosos huesos de santo de chocolate antes de servirlos.

Y listo. Disfruta de esta genial receta de huesos de santo de chocolate que te harán pasar tiempos amenos con familiares y amigos. El mazapán es un poco más tostado, lo cual produce una textura deliciosa y con la decoración de rallas de chocolate, elaborarás un postre de ensueño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *